Noticias

CARDENALES SUBCAMPEÓN DEL CARIBE

Por Prensa Cardenales | Marcos Rodríguez

La novena de Cardenales de Lara (5-2), logró llegar a la gran final de la Serie del Caribe San Juan 2020, y se quedó con el subcampeonato al caer ante los Toros del Este (6-1), representantes de República Dominicana, con amplio resultado de 9 carreras por 3 en el último encuentro disputado en el estadio Hiram Bithorn de la capital puertorriqueña. El derecho Paolo Espino (2-0) cargó con la victoria, mientras que Wilfredo Ledezma (1-1) se anotó el revés del duelo.

Ledezma, quien fue el encargado de abrir por el conjunto venezolano, salió temprano del juego al trabajar solo por 3.0 episodios donde toleró 3 hits e igual número de anotaciones, par de abanicados y 2 pasaportes. A su vez, el bullpen entró en acción desde la cuarta entrada con los brazos de Francisley Bueno, Jesús Sánchez, Juan Sandoval, José Ascanio, Hassan Pena, Pedro Rodríguez y Ricardo Gómez, quienes en 5.0 innings permitieron 9 inatrapables, 5 rayitas, 2 ponches y 6 boletos.

DOMINCANA SE DESTAPÓ A LA OFENSIVA

La toletería de los Toros fue clave en el encuentro final de la serie caribeña donde con un total de 12 incogibles, lograron fabricar 8 carreras y una por passed ball, que les permitió dominar el marcado y así quedarse con el cetro del torneo. Desde el tercer episodio hasta el sexto, produjeron 6 anotaciones y luego, en el octavo, sentenciaron a los pájaros rojos con un nuevo ataque de 3 rayitas más.

Por su parte, la ofensiva venezolana, no logró reaccionar para venir de atrás en la pizarra y solo trajo al plato 3 carreras, entre el quinto episodio donde se fabricó una, y dos más en el séptimo. Gorkys Hernández destacó al batear de 4-2 con un doble y par de remolcadas, y Welington Dotel, quien se fue de 4-1 con una impulsada.

DECLARACIONES DE LUIS UGUETO

“Estoy contento por todo lo que se logró. Lastimosamente, no se consiguió el último objetivo que era quedar campeón, llevar esa alegría a nuestro país. Pero fue importante para la liga que se haya podido sacar la temporada y que hayamos llegado hasta aquí, mostrando buen nivel. Fue una experiencia increíble, mi primera como manager. Agradecido con la gerencia, con el staff de coaches, en el que algunos estaban ejerciendo esas funciones por primera vez, a la gerencia”.

“Es parte de la pelota. (El abridor Wilfredo) Ledezma pudo sacar los dos primeros innings, pero a partir del tercer tramo, fue clave la lesión de (Juan) Apodaca. Quiso guapear, pero no pudo. Crédito para (Alixon) Suárez, que no tuvo mucha acción en la liga con nosotros y asumió la responsabilidad. Se fajó y terminó el partido. Confié en los que tenía que confiar, los muchachos del bullpen hicieron un buen trabajo, se fueron desplomando poco a poco, pero hicieron un buen trabajo”.

“Tuve que responder preguntas incómodas sobre lo que se vivió este año, las circunstancias en las que se desarrolló la liga. Estar aquí demostró que se podía jugar a un buen nivel. Todas les decisiones que tomé, las sostengo. No me arrepiento de nada de lo que hice. De mi parte me preparé para esto. Ahora queda ir a descansar de una temporada un poco larga, estresante, desde el primer día”.